Mientras que tradicionalmente el vino se asocia con alimentos específicos según sea tinto o blanco, Reverse Innovation cree que el vino se sirve mejor con un buen libro. La marca (y agencia de diseño de productos) de Milán, se ha asociado con Matteo Correggia (una galardonada bodega de las colinas de Roero, Italia) para crear Librottiglia, una linea de vinos con un toque literario.

etiquetas_libro_02

Compuesta por tres vinos, dos tintos y un blanco, la línea Librottiglia se distingue por su pegadizo nombre (una inteligente combinación de los términos italianos para “libro” y “botella”) y su hábil envase.

Con un diseño limpio y minimalista, unos gráficos coloridos e información sobre la variedad de uva, el año y la región de su contenido, la etiqueta de cada botella parece ordinaria excepto por el cordel que hay atado a su alrededor, sin embargo, al acercarnos descubriremos que la “etiqueta” es en realidad un pequeño libro. Un acompañante perfecto para cada media botella (375 mililitros o alrededor de dos vasos y medio), los relatos nos ofrecen una manera perfecta de relajarnos mientras bebemos.

etiquetas_libro_01

Reverse Innovation encargó a tres autores producir los acompañamientos literarios. Cada pieza ha sido perfectamente emparejada con un vino Matteo Correggia para que capte su tono y encarne su tacto: la historia de la cantante y escritora Patrizia Laquidara, La Rana Nella Pancia (La Rana en la Panza), “se ajusta a la personalidad poco común del tinto Anthos , un Brachetto seco”; Ti Amo. Dimenticami (Te Amo. Olvídame) de Regina Nadaes Marques es tan “intenso” como su compañero tinto Nebbiolo, y el cómico L’omicidio (El Asesinato) de Danilo Zanelli comparte el “espíritu fresco y ligero” de Arneis, un vigorizante vino blanco.

Los bibliófilos amantes del vino pueden encontrar las botellas-libro en el sitio web de Librottiglia. Eso si, actualmente sólo están disponibles en italiano.

via.- culturainquieta.com
original.- mymodernmet.com